Viajes

Qué visitar en Jumilla

Vkontakte
Pinterest




Hace tiempo que tenemos abandonada la sección de España y eso que tenemos grandes ideas para esta sección. Además de las escapadas por Madrid, Asturias y muchas más que hemos hecho en 30 años que iremos metiendo poquito a poquito, si hay algo que tiene bueno España es que no hace falta irse muy lejos para localizar verdaderos lugares de interés turístico.

No tendría sentido conocer mundo y no conocer nuestro propio pais. Por eso, en los próximos meses intentaremos crear una sección que se llame algo así como "Cartas del Tío Matt" o "Relatos de España" o yo que se… donde iremos haciendo articulillos de nuestras pequeñas escapadas locales. A ver si vamos centrando el tema.

Y dentro de estos, vamos a inagurarlo con este fin de semana por Jumilla, tierra de buen vino, gran grastronomía y mucho interés histórico y cultural.

Jumilla es un municipio de Murcia de alrededor de 25.000 habitantes y una gran extensión (el décimo municipio de España en extensión). Además es un pueblo, por su localización geográfica, que tiene una historia muy intensa: Íberos, Romanos, Árabes hasta que finalmente la Corona de Aragón y posteriormente la Corona de Castilla la incorporan a sus reinados.

Desembarcamos… Allí nos plantamos desde Murcia, por la Autovia a Albacete y la N334, ubicada entre campos dedicados a la agricultura (especialmente viñedos como era de esperar).


La ciudad de Jumilla en si respira ambiente de ciudad castellana o incluso andaluza (que nos perdone si a alguién no le encaja en esta definición, es de un día solo). Además da gusto observar entre su patrimonio como tiene un amplio repertorio de monumentos religiosos así como monumentos civiles. Es más, el casco histórico fué declarado Conjunto Histórico Artístico el 27 de Noviembre de 1981

Comenzando por los primeros, nada más aparcar cerca de la Plaza de la Glorieta, y tras comprar un agua y una empanadilla de tomate (riquisima, jeje, 1,40 €) nos encontramos con la Iglesia de El Salvador que data de 1787 y fué construida sobre el solar de la Ermita de Loreto. Respira entre neoclasicista y barroca.



Sus calles se ven muy vacias esta mañana de Sábado. No tiene pinta de ser un pueblo muy animado, sobre todo en verano, con el calor que debe pegar aquí. Aunque también es cierto que nos coincide una boda y allí, en la Iglesia de Santiago, se va juntando la gente. Hacía allí vamos por las callejuelas…



La Iglesia de Santiago fue declarada monumento nacional en 1931. Data del S.XV y es de estilo gótico tardío. Una verdadera chulada arquitectónica


Es desde aquí donde se ven las callejuelas más bonitas de Jumilla, muy pintorescas y singulares. De hecho la ciudad está llena de interesantes rincones, parajes,… integrados en una serie de Rutas Turísticas


El valor cultural y religioso de Jumilla es interminable, Teatro Vico, Ayuntamiento, Convento Santa Ana, El Casón (como más destacados), PERO si algo caracteríza monumentalmente esta ciudad es su Castillo o Fortaleza. Su subida comienza muy cerca de la anterior iglesia.


Extraños cáctus, saltamontes y una larga y pesada pendiente son nuestros acompañantes por este subidor cuyo origen es dudoso, posiblemente Árabe. Solo por las mágnificas vistas de la meseta que posa a sus piés el castillo merece la pena.


El Castillo de Jumilla es una fortaleza milenaria. Su origen se remonta a la Edad de Bronce, donde aparecieron los primeros asentamientos. Por allí dejaron su granito de arena Romanos, Arabes y nuestros propios Reinos de Castilla y Aragón. Esto se puede ver en la torre principal y en la fortaleza árabe de alrededor, así como sus murallas.

No es de extrañar, observandolo desde cerca, que se haya convertido en el verdadero símbolo de la ciudad, ya no solo por su interés, visita e historia sino por las estupenda ubicación.



Mmmm, hora del aperitivo como en cualquier buen lugar de España, no? Corre corre… que toca la cervecita del mediodia… Atrás dejamos nuestra particular expedición, re-descubriendo el camino subido, ahora mucho más fácil de bajar.


Teníamos dos ideas para comer, Restaurante Loreto o Restaurante Lerma. Al final nos decidimos por el primero, así que la cervecita nos la tomaremos en el Lerma, un sitio muy agradable.



¿No os hemos hablado de gastronomía y vino aún? La cocina jumillana está claramente influenciada por la cocina mediterránea y manchega, debido a su situación geográfica y su climatología, siendo sus platos más sabrosos y variados generalmente de gran valor calórico. Los más conocidos son "gazpachos jumillanos", "buena carne", el "queso de cabra", "arroz y conejo", "cabrito frito", etc…

El Vino D.O. Jumilla es. hoy por hoy, uno de los más promocionados en España y un gran descubrimiento. Abarca varias pedanías, siendo Jumilla la única de Murcia y el resto de Albacete (Montealegre del Castillo, Fuentelamo, Ontur, Albatana, Tobarra y Hellín). Su modernización en los últimos años ha sido clave para su expansión y su reconomiento en el panorama vinícola español.

Es precisamente este hecho, su modernización, la que ha hecho que los tradicionales vinos de uva Monastrel se hayan ido combinando hasta dar productos como el Denuño 2004 que nos hemos metido entre ceja y ceja.

Y es que tras la cervecita tocaba probar la gastronomía y vinos jumillanos y nos hemos ido a comer, como dijimos antes, al Restaurante Loreto, una verdadera joya jumillana (67 €). Nada más entrar vemos un casón con un patio muy "andaluz" y varias salas para comer. Hemos tenido que reservar antes pero no había mucha gente. Desde el pintoresco pueblo de Jumilla, !!!hasta la próxima!!!



Isaac, desde Jumilla (Murcia)

Vkontakte
Pinterest